Pastor condenado por abusar de tres menores que estaban bajo su guarda


La jueza Norma Beatriz Vera, vocal de la Sala IV del Tribunal de Juicio, condenó a Ricardo Ángel Colque (62) a la pena de seis años de prisión.


El imputado fue encontrado autor material y penalmente responsable de los delitos de abuso sexual simple calificado por ser cometido por un encargado de la educación o guarda y por mediar aprovechamiento de la situación de convivencia preexistente de un menor de 18 años (dos hechos) en perjuicio de M. N. R.; abuso sexual simple calificado por ser cometido por encargado de la educación o guarda y por mediar aprovechamiento de la situación de convivencia preexistente de un menor de 18 años de edad en perjuicio de P. J. R.; abuso sexual simple calificado por ser cometido por encargado de la educación o guarda y por mediar aprovechamiento de la situación de convivencia preexistente de un menor de 18 años de edad, y abuso sexual con acceso carnal en perjuicio de C. C. R., todos ellos en concurso real.

La jueza ordenó la inmediata detención del condenado y su traslado a la Unidad Carcelaria 1, donde permanecerá privado de su libertad a disposición del tribunal. También dispuso que reciba tratamiento psicológico atento a la naturaleza de los hechos por los que resultó condenado.
Finalmente, ordenó que el imputado sea examinado por un médico del Poder Judicial para la obtención de sus señas particulares y que se proceda a la extracción de material genético del condenado por parte del Servicio de Biología Molecular del Departamento Técnico del Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF), previa asignación del Dato único de Identificación Genética (DUIG), para su incorporación en el Banco de Datos Genéticos.

El imputado es pastor evangélico. Los hechos sucedieron en la localidad de San Carlos, en 2015, 2014, 2007 y 2004.

En enero y febrero de 2015 el imputado abusó sexualmente de M. N. R., quien al momento de los hechos tenía 12 años de edad. La menor residía en el domicilio de Choque, donde realizaba tareas de limpieza. El imputado era su tutor.

Colque también fue denunciado por P. J. R., a quien sometió a tocamientos de carácter sexual en octubre de 2014. La menor también residía en el domicilio del imputado, quien era su tutor.

Otra de las víctimas, C. C. R., también tenía 12 años cuando el acusado comenzó a someterla a tocamientos impúdicos. Esto ocurrió en el año 2004. En el 2007, cuando la menor tenía 15 años, fue abusada nuevamente por el imputado, con acceso carnal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *